Brasil: Aumentan asesinados por conflictos agrarios

reproducao

Número de personas asesinadas en conflictos agrarios este año es el mayor desde 2004

El Consejo Nacional de la CPT [Comisión Pastoral Tierra], constituido por la Dirección Nacional y los representantes de los 21 regionales, denuncia graves situaciones de asesinatos y amenazas de muerte, surgidas en el contexto de los conflictos agrarios en Brasil. Sólo este año, 2015, registros parciales de Banco de Datos del Centro de Documentación Don Tomás Balduino comprueban 46 personas asesinadas y 79 amenazas de muerte hasta el momento. Esta cifra de asesinatos, es la mayor desde 2004.


Para la CPT, lo más grave de esta situación es que las amenazas, registradas en denuncias formales ante las Comisarías de Policía, la Procuraduría Agraria Nacional, la Secretaría de Derechos Humanos y otros organismos públicos no encontraron la atención merecida y no han sido dilucidadas. De esta forma, los que amenazan quedan impunes y las víctimas sin protección. "El fracaso del Estado es alarmante. Pocas víctimas son insertas en el programa de los Defensores de Derechos Humanos, que además ha mostrado serias debilidades en el seguimiento de los casos", denuncia la Comisión.


reproducao
Raimundo Santos Rodrigues, consejero de ICMBio, aun informando a las autoridades sobre las amenazas que venía sufriendo, fue asesinado el 25 de agosto del presente año.


De las 79 personas que recibieron amenazas en 2015, cuatro ya fueron ejecutadas. La líder comunitaria Maria das Dores Salvador Priante, 'Dora', fue asesinada el 12 de agosto de este año en Iranduba, Estado de Amazonas. Ella había presentado dos 'boletines de ocurrencia' a la policía sobre las amenazas que recibió. También lo había denunciado en la Asamblea Legislativa Estadual de Amazonas.


Jesusmar Batista Farias, asesinado en Anapu (Pará), el pasado 11 de agosto había recibido amenazas el 25 de mayo en su motocicleta taller, por una persona que se presentó como un pariente de Joe Irán, un supuesto propietario de la tierra en conflicto, el lote 83 de la Gleba Bacajá.

José Nunes da Cruz Silva (Zé da Lapada), fue asesinado en Anapu (Estado de Pará), el pasado 27 de octubre, en presencia de su esposa. A menos de un mes de muerte, había sido amenazado por Debs Antonio Rosa, quien alega ser uno de los dueños del lote 83.


Raimundo Santos Rodrigues, miembro del consejo de ICMBio (Instituto Chico Mendes de Conservación de la Biodiversidad), en la Reserva Biológica Gurupi y presidente de la Asociación de Pequeños Agricultores del Río de la Onça II, fue asesinado el pasado 25 de agosto en Bom Jardim (Maranhão), en una emboscada. Anteriormente, el 18 de junio, había recibido amenazas de Jesús Costa.


En 2014, cinco de las 36 personas asesinadas habían recibido amenazas de muerte. Entre ellas, la ex presidenta de la Unión de Trabajadores de la Agricultura de União do Sul, en Mato Grosso, Maria Lúcia do Nascimento. Ella había presentado Boletines de ocurrencia ante la policía sobre las amenazas sufridas y el hecho también fue comunicado al procurador agrario nacional, magistrado Gercino José da Silva Filho, en una audiencia pública el 05 de agosto en Cuiabá, una semana antes del asesinato, que tuvo lugar el 13 de agosto.


En esa misma audiencia, el trabajador rural Josías Paulino de Castro, presidente de Aspronu (Asociación de Productores Rurales Nova União) y su esposa, Ireni da Silva Castro, denunciaron las amenazas que sufren. Castro dijo: "Nos estamos muriendo, somos amenazados, el gobierno de Mato Grosso es connivente [mira a otra lado], la Policía Militar de Guariba los protege, el gobierno federal no hace nada, ¿será que debo ser asesinado para ustedes crean y tomen medidas?". Ellos fueron asesinados en la ciudad de Colniza (Mato Grosso) el 16 de agosto de 2014, 11 días después de la audiencia.


En 2011, después del asesinato de la pareja formada por María do Espírito Santo y José Cláudio, en Nova Ipixuna [Pará], la CPT llevó a la Secretaría de los Derechos Humanos de la Presidencia de la República la lista de 1.855 personas que habían sufrido amenazas de muerte, entre 2000 y 2011. De ellos, 42 habían sido asesinadas, 30 habían sufrido intentos de asesinato y 165 habían sufrido más de una amenaza. Desde 2012 hasta ahora, el número de personas en peligro de muerte suma 799. De ellos, 18 fueron asesinados, 22 sufrieron atentados de asesinato y 124 fueron amenazados más de una vez.


Según el CPT, las amenazas no afectan sólo a los trabajadores, sino también a aquellos que los apoyan. De las 799 personas amenazadas en 2012 hasta el momento, 28 se encontraban en la categoría de los agentes pastorales, misioneros o religiosa. 16 son los agentes CPT. Otros cuatro amenazados, eran abogados y dos ecologistas.


"La mayoría de las amenazas y la intimidaciones se deben a conflictos por tierras, defensa de los derechos territoriales y ambientales. Ellas provienen de los mismos hacendados, pero en la mayoría de los casos, comunicadas por pistoleros o sicarios a su servicio. Es frecuente la presencia de la policía en las milicias que apoyan a las haciendas, como han denunciado reiteradamente los campesinos de la región de Ariquemes y Vale do Jamari, en Rondonia", señala la Comisión.

Ante el recrudecimiento de la violencia en el campo, el Consejo Nacional CPT exige "una acción exhaustiva, que aclare los hechos y punitiva de los casos de amenazas de muerte, agresiones y asesinatos en los conflictos agrarios". Demanda también, la presencia efectiva del Estado, para dar seguridad y garantía de vida, no sólo a los personalmente amenazados, sino a las comunidades a las que pertenecen. "Pues las amenazas contra los líderes y quienes les apoyan tienen como objetivo minar la capacidad de resistencia y de lucha de las comunidades".

Traducción: Ricardo Zúniga

fuente: http://site.adital.com.br/site/noticia.php?lang=ES&cod=87535

|

Comentarios

Leave a comment

Want to use your picture? - Login or Sign up for free »
Comments on this article on RSS

Comentarios recientes

Cerrar